Assign a 'primary' menu

Category Archives for Semana 18

Semana18_cambios_en_tu_cuerpo

Semana 18 Cambios en tu cuerpo

¿Tienes mucho apetito? Es posible que durante estas semanas sientas que tienes más apetito. Es muy común que sientas más hambre de lo normal. Si las náuseas ya son una cosa del pasado, empezarás a mostrar ciertas preferencias o antojos. Es muy común sentir un fuerte deseo por algún alimento en especial en cualquier hora del día.

Intenta no sucumbir a la tentación de comer alimentos que no aportan los nutrientes que necesitas. Evita los dulces, las patatas fritas etc. Una forma de no sentirte tan hambrienta es comer tres comidas al día con dos o tres merienditas entre ellas. Saltarse comidas durante el embarazo no es bueno porque puede afectar el nivel de azúcar en la sangre e incluso causarte mareos.

Seguramente has notado que tu cintura ha crecido. Es importante que te vistas con ropa holgada y cómoda. La ropa apretada no es aconsejable.

Se están produciendo grandes cambios en tu sistema cardiovascular y durante este trimestre la presión de la sangre será un poco mas bajo de lo normal. Si estás acostada o sentada, no te levantes de prisa para evitar algún mareo.

Cuando de acuestes, es mayor hacerlo de costado. Si te acuestas de espalda, el útero puede comprimir una vena principal y así hacer más lento el viaje de la sangre al corazón. Te puede resultar más cómodo colocar una almohada en tu espalda o debajo de la cadera o muslo.

En este tiempo será aconsejable hacerte una ecografía. Esto no te causará dolor y ayudará a tu medico determinar cómo crece el bebé y ver cómo está la placenta y el cordón umbilical. Podrás ver tu bebé y posiblemente verlo mover.

Semana 18 – Desarrollo de tu bebé

Desde su cabecita hasta su colita, tu bebé esta semana tiene más o menos 14 centímetros. Ahora se mueve mucho, está casi constantemente flexionando los brazos y las piernitas, y es posible que ya notes todos esos movimientos a menudo.

Se pueden visualizar los vasos sanguíneos a través de su piel delgada y sus orejtas ya están en el lugar correcto de la cabeza.

Una cobertura protectora de mielina comienza a formarse alrededor de los nervios y este proceso continuará hasta que haya cumplido el año de vida.

Si tu bebé es una niño, su útero y las trompas de Falopio ya se han formado y están en su lugar. Si es un varón se podrá distinguir los genitales aunque a veces no se pueden ver en la ecografía.